Los sueños en la civilización antigua II: culturas griega, romana y judía

COMPARTIR TWITTEAR

Esta es la segunda entrada de una pequeña serie de dos artículos en los que vamos a repasar qué pensaban seis grandes civilizaciones antiguas sobre el sueño. Babilonios, asirios, egipcios, griegos, romanos y judíos. Como habíamos prometido, nos íbamos a acercar a cada una de estas culturas para enterarnos de sus interpretaciones del sueño.

Los piramides de Egipto

Hace dos días nos adentramos en tres culturas antiguas: Babilonia, Asiria y Egipto y vimos cómo interpretaban ellos el sueño. Hoy vamos a hablar de otras tres grandes civilizaciones antiguas: la griega, la romana y la judía, y vamos a ver sus interpretaciones.

Cultura griega

Los griegos han adoptado las creencias de los egipcios tanto sobre la dicotomía de los sueños: buenos y malos como sobre la incubación de los sueños. Los griegos, sin embargo, tenían rituales presueño muy específicos para llevar a cabo con el fin de purificarse. Dos días antes de entrar en el santuario –santuario de Apolo en Delfos– se abstenían de tener relaciones sexuales, no comían carne, pescado o aves, y bebían sólo agua. Además se hacía un sacrificio animal al dios a quien querían invocar a través de un sueño. Entonces, y sólo entonces, el soñador entraba en el santuario y se acostaba a dormir en la piel de un animal sacrificado, a menudo cerca de la estatua de la deidad.

Hay una leyenda griega que insiste en que el dios Hypnos trajo el sueño a los mortales tocándolos con su varita mágica o abanicándolos con sus alas. Morpheus, hijo de Hypnos envió el sueños a los mortales. Morpheus, el dios del sueño, también enviaba advertencias y profecías a los que dormían en los santuarios y templos.

Templo griego

Sin embargo, el antiguo filósofo griego, Aristóteles, tenía una comprensión diferente de los sueños. Él creía que los sueños de enfermedades, por ejemplo, podrían ser causados simplemente por el reconocimiento inconsciente del soñador de los síntomas en el cuerpo. También pensaba que el sueño podría actuar inconscientemente para provocar el evento soñado, es decir, que si una persona ha soñado algo, puede provocar que el sueño se pueda cumplir simplemente por insistir en que éste se cumpla.

Cultura romana

La cultura romana ha prestado muchas creencias de la cultura griega, y en el caso de los sueños lo han llevado incluso más lejos. La leyenda romana dice que el emperador César había decidido que cualquier persona que haya tenido un sueño sobre el estado era, por ley, obligado a hacerlo público. Evidentemente los romanos se tomaron muy en serio los sueños. Al igual que los griegos , los romanos creían que los sueños se derivan directamente de los dioses y podrían revelar la voluntad de los dioses.

Ruinas de Roma, por la noche

Cultura judía

Los antiguos hebreos incorporaron los sueños fuertemente en su religión también. Pero a diferencia de las demás civilizaciones, los hebreos eran monoteístas y creían que los sueños eran la voz de un dios sólo. Los hebreos también diferencian entre buenos sueños –de Dios– y los malos sueños –de los malos espíritus–.

Los hebreos, al igual que muchas otras culturas antiguas, practicaban la incubación de los sueños con el fin de recibir la revelación divina. Por ejemplo, el profeta hebreo Samuel:

…estaba durmiendo en el templo de Jehová, donde estaba el arca de Dios para recibir la palabra del Señor…

La Biblia documenta muchos sueños proféticos. Jacob, un patriarca hebreo, soñó con una escalera que estaba apoyada en tierra, y su extremo tocaba en el cielo y los ángeles de Dios subían y descendían por ella.

Raffaello Sanzio- La escalera de Jacob

Estos son sólo algunos de los muchos ejemplos de sueños que han impactado tanto la cultura como las prácticas de los hebreos. Muchas costumbres hebreas se han pasado a la cultura cristiana, y en esta religión también se considera que Dios le habla al ser humano mediante sus sueños.


Hemos llegado al final de nuestro pequeño estudio sobre las interpretaciones del sueño de seis civilizaciones antiguas. La mayoría asociaban los sueños a mensajes de un mundo espiritual. ¿Sabrías decir cuándo la gente empezó a pensar que los sueños pueden ser otra cosa aparte de señales y mensajes místicos?

    COMPARTIR TWITTEAR

    ¿Algo que decir? ¡Deja tu huella!

    ¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

    follow us in feedly

    Nuestros blogs