Ray Donovan: un fixer incapaz de arreglarse a sí mismo

COMPARTIR 0 TWITTEAR

El verano nos ha dejado una gran joya para el final, Ray Donovan. La serie, protagonizada por Liev Schreiber, trata sobre la vida de un solucionador de problemas de las estrellas de Hollywood, que realiza su trabajo con mucha eficiencia. Un hombre capaz de resolver cualquier situación excepto las que conciernen a su propia familia. La réplica se la da un grande, Jon Voight, cuyo personaje amenaza con convertirse en el gran atractivo de la serie. Un duelo interpretativo que no debemos perdernos.

El nuevo antihéroe de Showtime

Cerrando lo que ha sido la temporada de verano, y con los estrenos de la nueva temporada de otoño empezando a llegar, me gustaría escribir la impresión que me ha causado uno de los estrenos más importantes del periodo estival, que ha venido de la mano de Showtime. Ray Donovan, una serie que promete llenar nuestros veranos de acción, violencia y personajes muy bien construidos.

Ray Donovan, interpretado por Liev Schreiber, es un tipo que se dedica a arreglar los líos en los que se meten los actores, músicos, deportistas y demás peces gordos de la ciudad de Los Ángeles. Trabajo que realiza con vigor, dureza y con violencia cuando es necesario. Nuestro protagonista es un hombre de familia con la que, precisamente, tendrá problemas que solucionar. Todo empieza con la salida de la cárcel de su padre, Mickey (Jon Voight, Cowboy de Medianoche), que emprenderá el viaje hacia Los Ángeles para reunirse con Ray y sus dos hermanos, Bunchy (Dash Mihok, El día de mañana) y Terry (Eddie Marsan, Sherlock Holmes). El primero es un alcohólico traumatizado desde que sufrió abusos cuando era niño y el segundo es el dueño de un gimnasio de boxeo enfermo de Parkinson. Una familia muy particular con unos personajes todavía por pulir, pero que prometen brillar mucho a medida que se vayan desarrollando. La relación entre ellos cuatro será la piedra angular de los problemas que Ray tendrá sobre todo en el ámbito familiar, pero también en el laboral. La familia Donovan la completan su mujer Abby (Paula Malcomson, Los juegos del hambre), su hija Bridget (Kerris Dorsey, Cinco hermanos) y su hijo Conor (Devon Badgy), que sin duda serán otra fuente de problemas para Ray.

Liev Schreiber y Jon VoightRay Donovan, me atrevería a decir, que promete ser una serie de las grandes, al nivel de las mejores. De hecho, ha sido el estreno de Showtime que ha conseguido más audiencia en su historia, por encima de series como Homeland o Dexter. Sin duda está llamada a ocupar el sitio que dejará esta última cuando finalice en unas semanas. La estrategia de la cadena ha sido genial, ya que ha conseguido arrastrar a la audiencia de la serie de Michael C. Hall al emitirse justo después en su franja horaria de los domingos. Esto ha posibilitado su gran dato de espectadores, ya que el target de Dexter es muy similar al de Ray Donovan. De hecho, se ha asegurado la renovación para una segunda temporada. Una muy buena noticia, ya que la riqueza de los personajes junto con la trama del pasado de éstos, que todavía no ha sido revelada, constituyen un rompecabezas que dará material para muchas temporadas de notable calidad.

Recomendamos fervientemente esta nueva obra de Ann Biderman (Southland) por su jugosa línea argumental y al partido que se le puede sacar a la figura de los fixers, a los que nadie conoce pero todos saben que existen. Pero si por algo podemos destacar a esta serie es por la construcción de unos personajes muy perjudicados y cuya evolución puede suponer el gran atractivo. Estamos ante una serie de personajes que siempre va a más capítulo a capítulo. ¿Qué os ha parecido Ray Donovan? ¿Pensáis que puede ser una digna sucesora de Dexter?

Archivado en Estreno, Jon Voight, Liev Schreiber, Ray Donovan, Series, Showtime
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (13)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs